BALANCE 2018

Empezando 2019, un año más decido hacer balance de como me ha ido el año anterior.

La verdad es que 2018 empezó realmente muy mal. El 3 de enero (tal día como hoy), día del cumpleaños de mi madre me comunicaron que había tenido un aborto. El 5 de enero, día de reyes me lo pasé en el hospital para que me hicieran el legrado. Sin duda unas fechas y unos acontecimientos para no olvidar jamás.

Lo bueno que tiene tocar fondo es que ya sólo se puede ir en otra dirección, hacia arriba, por tanto ya todo sólo podía ir a mejor.

Fue un comienzo de año inesperado y duro, pero un cambio de enfoque, significado y lenguaje me hizo poder seguir adelante con fuerza y una buena actitud.

Que  ninguna circunstancia os arruine vuestra actitud ante la vida. Observa, acepta y si de ti depende que algo mejore hazlo y sino sólo suéltalo.

2018 ha sido un año lleno de aprendizajes muy importantes que me han hecho crecer. El dolor de crecimiento siempre es mejor que el dolor de estancamiento.

Empecé el año sin trabajo y sin bebé, lo cuál me hizo pensar muy bien qué es lo que quería en mi vida, fue como hacer reset para empezar de cero.

Me di cuenta que mi deseo de ser madre a pesar de todas las decepciones e intentos anteriores y sobre todo por este último acontecimiento, había crecido, y lo que a priori parecía que iba a ser mi rendición se convirtió en mi gasolina a seguir adelante y con más fuerza que nunca. Los obstáculos son pruebas de fe.

Aún tendría que volver a vivir otra “decepción”, el negativo tras la siguiente FIV. Sin embargo, decepción la he puesto entre comillas porque realmente fue un regalo. Os preguntaréis por qué. Tras ese negativo pude ver el cambio que había habido en mí, mi reacción, ya no había rabia, ni tristeza… fue entonces cuando de verdad entendí lo que es la aceptación.

Quien crea que controla su vida se auto engaña. Podemos controlar nuestras decisiones, nosotros las elegimos, pero no podemos controlar el resultado. El resultado siempre será perfecto para nuestro aprendizaje (nos guste o no).

Debemos rendirnos a lo que está fuera de control y ocuparnos de lo que está en nuestra área de influencia. Seamos protagonistas de nuestras vidas y dejemos de ser víctimas de las circunstancias.

Empecé a sentirme muy bien con todos estos aprendizajes que me llevaban a tener una buena gestión emocional. Todo es perfecto.

Había conseguido soltar el control, a aceptar, a ver (sin engañarme) el lado positivo, a no dar las cosas por sentado y dejar que las cosas fluyan.

Con esta actitud afronté mi último FIV con mi mejor actitud, sin expectativas y convencida de que el resultado , fuera cual fuera sería el mejor para mí.

No se si fue gracias a esta comprensión o a qué, pero ahí llegó la mejor noticia de 2018, positivo en embarazo. La verdad es que me costó creérmelo y esta vez lo viví de manera muy diferente a la vez anterior.

Mientras perseguía mi sueño de quedarme embarazada para poder ser madre mi vida continuaba y no condicionaba ningún plan por lo que  pudiera ser. Otra cosa que aprendí de la otra experiencia es que no debemos parar nuestra vida por los “por si” o los “y si…” Para traer vida tiene que haber vida en ti.

Me apunté a cursos de desarrollo personal y eventos aunque tuviera que irme sola varios días a Madrid, etc.. Esto me permitía seguir aprendiendo y creciendo para que si al final venía un bebé le pudiera dar mi mejor versión.

Formaciones de crecimiento presenciales y eventos que he ido a lo largo del año:

  • Formación Creando el Nido con Laura Ceballos.
  • Encantado de Conocerme de Borja Vilaseca.
  • ELI (Los 7 pasos maestros) de Tino Fernández.
  • Flowpiano de Ricardo Andrés.
  • Charla El secuestro con Catalina Davis.
  • Charla con Sergi Torres.
  • ASL (Amor sin límites) de Tino Fernández.
  • MOMENTUM de Tino Fernández.
  • Intensivo de PNL con Frank Pucelik

Pero lo mejor es que no sólo he asistido a eventos de desarrollo personal sino que también yo he impartido en los míos superando mi miedo a hablar en público:

  • Taller de Valores
  • REVIVE intensivo en Madrid con mis compañeras Susana Alles y Miriam Simón.
  • Taller de Valores 2
  • Retiro REVIVE en Madrigal de la Vera (en un sitio mágico) de nuevo con mis compañeras.

Estos eventos han sido de lo más gratificante y han sido para mí un gran salto hacia adelante en este mundillo.

Este año además creé gracias a la ayuda de Marta la marca SRLUCAS, en la que me dedico a hacer retratos de mascota tanto de manera digital con imágenes creadas a base de triángulos y mis favoritas los retratos hechos a mano quemando madera (pirograbados). Si queréis mirar el instagram es @srlucaswood.

De cosas de las que también me siento orgullosa, destacaría del año cosas como:

  • Haber generado 491,53€ en ingresos pasivos.
  • Probar platos nuevos.
  • Desarrollar el ingenio para trabajar con una niña la autoconfianza, las emociones, etc. mientras supuestamente le enseñaba a patinar.
  • Apuntarme a Pilates para embarazada.
  • Cuidar mi alimentación.
  • Moverme en transporte público.
  • Priorizar espacio para Luca.
  • Reducir mis cosas materiales deshaciéndome de ellas.
  • Tener más relación con mi madre.
  • Leer
  • Conocer gente nueva.
  • No perderme ningún evento (Womprende y Woman Go on) importante de UO, la empresa de mi mujer Marta
  • Prepararme para la maternidad y reducir mi miedo al parto leyendo, yendo a clases, informándome…

Os comparto una herramienta que se me ocurrió cuando me costaba gestionar mi ansiedad por saber un resultado y que sigo utilizando a día de hoy en cualquier ámbito.

También lo puedes utilizar para cuando te dan noticias que no esperabas y no te gustan. Un despido, un cambio de planes o lo que sea.

Consiste en hacer dos listados, en uno escribes 5 o 10 cosas de todo lo positivo o ventajas que tendría que ocurriera lo que deseas, y en el otro lado escribes 5 o 10 cosas de todo lo positivo o ventajas que tendría que ocurriera lo que no quieras. Sí, lo he dicho bien. Sólo ventajas en ambos casos, y siempre el mismo número de ventajas (no pongas 5 ventajas en una y 10 en otra, lo ideal es que estén por igual, y si de alguna quieres poner más que sea en la del resultado o noticia que no te ha gustado ;P). A mí me funciona muuuuuy bien.

Te pongo un ejemplo de cuando esperaba saber el resultado de la FIV (Fecundación in vitro).

Ventajas del positivo:   Estaría más cerca de ser madre, al fin dejaría de hormonarme…

Ventajas del negativo:  Podría seguir patinando, seguiría haciendo deporte con la gente del club, etc

 

Y ya para terminar, dejo un consejo que puede ayudarte a tomar decisiones. Ten en cuenta que tu vida es el resultado de todas las decisiones que tomas, así que… cuando dudes en hacer algo siempre pregúntate lo siguiente. ¿Lo haces desde el amor? o ¿lo haces desde el miedo?

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *